top of page
5000-x-1000.jpg
  • Foto del escritorLa Noticia al Punto

Rosa de los Vientos del 31 de mayo de 2023, por Israel López Chiñas



Sicarios de Colombia, Centroamérica y otras entidades en Guanajuato producto del trasiego de drogas


Lo fundamental. Si la cuestión del trasiego de las drogas en el territorio mexicano es orbital, en consecuencia, el escenario de inseguridad que provocan es posible que contenga esas características, lo cual deben conocer los encargados de “conducir” las operaciones contra el crimen organizado incluso el desorganizado. Lo señalado esta semana por el gobernador de Guanajuato, Diego Sinhue Rodríguez, de que en su entidad operan delincuentes y exmilitares de Colombia, de Centroamérica y del estado de Tamaulipas, se podría señalar, son mercenarios esperados.



Dadas las necesidades en la guerra entre los narcos, por regla general, se recrea este tipo de condiciones. Se producen porque los grupos de criminales manejan negocios con harta ganancia, en la tesitura, realizan alianzas para la protección de sus transacciones e imponerse en las plazas y territorios, o simplemente para salvaguardar sus hegemonías. Seguramente Alvar Cabeza de Vaca, secretario de Seguridad Pública del Estado, que está sumando dos sexenios en el cargo en Guanajuato ya tiene estudiado esos factores esenciales para resolver el problema.



En consecuencia, un asunto de esta naturaleza no puede anteponerse como la causa de los ataques lanzados por los delincuentes al filo de la seis de mañana contra policías preventivos que ocupan las Casetas de Vigilancia del municipio de Celaya. Más bien las incursiones sorpresivas resultan de la carencia de un plan para la protección de los vigilantes que los tres niveles de gobierno no lo han concebido ni echado andar, o existe algún descuido en el apoyo del personal de parte de su mando.



Para el diseño de las operaciones en el Gobierno del Estado, tanto Cabeza de Vaca y el Fiscal General del Estado, Carlos Zamarripa Aguirre, viejos zorros o funcionarios viejos, saben muy bien que requieren del servicio de inteligencia federal como de las entidades federativas, para no fallar en la concepción, preparación y conducción, sea contra la delincuencia (mercenarios o no) nacional o extranjera.


Aunque, a decir verdad, el estado de Guanajuato se blindó en el sexenio pasado, de Miguel Márquez Márquez, cuando fue adquirido un proyecto Escudo por más de 2 mil 700 millones de pesos, que también se le llamó Estrategia para evitar que delincuentes de fuera no pudieran ingresar al territorio albiazul. Había que analizar que sucedió con la compra de ese equipo que resultó una buena cantidad de cámaras, arcos y controles.


O sea, existía la “idea sana” de controlar la entrada de los delincuentes procedentes de otras entidades y, si se puede presumir, de otros países al territorio guanajuatense. Hubo una época en que gobiernos en turno de la entidad como de algunos municipios, declaraban: “los cadáveres descubiertos en Guanajuato vienen a tirarlos los delincuentes de otros estados”, de inmediato recurrían a los estados de Jalisco y Michoacán.



Los malhechores foráneos en la isla blanquiazul son un problema viejo, como lo sabe también la secretaria ejecutiva del Sistema Estatal de Seguridad Pública y vocera del gobierno estatal en la materia, Sophía Huett López, quien accedió a la administración en 2018, procedente de la desparecida Policía Federal y con maestría en Gestión Pública, la que podría orientar al gobernador para no caer en tentación de recurrir a la trompa talega con sicarios extranjeros por los asesinatos de los policías.


Durante el presente año, hasta mayo, han sido asesinados 27 policías en Guanajuato, estado que lleva tres años consecutivos en primer lugar nacional en homicidios dolosos, en un país con más de 156 mil asesinatos durante el sexenio que preside, Andrés Manuel López Obrador, que ha defendido con capa y espada su Estrategia de abrazos no balazos, sólo para no reconocer que su administración fracasó al no lograr la paz social para los mexicanos en los primeros años.


Le dejamos lo señalado por el gobernador Sinhue Rodríguez sobre los mercenarios de fuera o extranjeros: "entre los detenidos hay un kaibil, un soldado de élite de Guatemala, y ex militares colombianos. Muchos de los sicarios son exmilitares o estuvieron trabajando en seguridad pública, pero nada de qué preocuparse”, sostuvo el mandatario local.



Topografía

Agrimensura. En deuda


En terreno empantanado se encuentra el secretario de Gobernación, Adán Augusto López Hernández, respecto de su adeudo con los guanajuatenses. Nomás no sale la propuesta concreta, con formalidades legales y técnicas, para resarcir al estado de Guanajuato del despojo hecho por la Federación al negarle el agua de la presa El Zapotillo siendo este un proyecto nacido a finales del siglo XX, precisamente, para abastecer agua a León.



Guanajuato Agua Sí, fue la propuesta elegida por el inquilino de Palacio de Covián, para impulsar entre el gobierno de su paisano y jefe, el presidente Andrés Manuel López Obrador, y el Gobierno del Estado de Guanajuato, a cargo del panista Diego Sinhue Rodríguez Vallejo. Desde el año pasado, "fue el compromiso", irían dándose avances para tener armado el proyecto, con las bases legales ya cuadradas, en el mes de marzo del 2023. Pero nada de esto ha sucedido.


Más metido en su deseo de figurar como candidato a la Presidencia de la República por Morena, basado en su cercanía de muchos años con López Obrador, Adán Augusto López ha empeñado más tiempo en estar recorriendo el país buscando ser conocido para aparecer en encuestas o apoyando a los candidatos de Morena en Coahuila y Estado de México, que en cumplir la palabra empeñada como secretario de Gobernación, principal ministro del gabinete federal, donde se requieren horas de trabajo para las salidas a los problemas político-sociales del país.


Todo apunta a que, como sucedió con el caso de Ciudad Juárez, donde bajo su mando murieron en un incendio más de 40 migrantes detenidos irrgularmente en celdas del Instituto Nacional de Migración, optó por echarle la culpa, en primera instancia, a la Secretaría de Relaciones Exteriores, dependencia a cargo de uno de sus rivales por la candidatura presidencial, Marcelo Ebrard, la salida más fácil vaya ser echarle la culpa a otros actores o factores para justificar que Guanajuato siga sin proyecto viable para la garantía de abasto de agua a la población.


De hecho, dicho por Raquel Buenrostro, la secretaria de Economía, se prepara un decreto en las oficinas del Gobierno Federal -impensable que el secretario de Gobernación no conozca de eso- para que el presidente de México tenga el monopolio de la entrega de permisos para la instalación de empresas en los estados, con base en un dictamen de disponibilidad de agua. Todo esto, dicho por la propia funcionaria de Economía, para que las empresas lleven sus inversiones a los estados del sureste, primordialmente Tabasco, bajo el argumento de que allá hay agua suficiente, aunque muchos otros elementos no para diversas industrias.


Es decir, el agua se convertirá en un instrumento para dar o quitar a los estados inversiones. Así, las inversiones para Guanajuato, con problemas de insuficiencia de agua, quedarán a decisión del presidente.


¿Entonces, siendo así las cosas, corre prisa entre estos funcionarios federales para solucionar la insolvencia de agua en Guanajuato? O resulta más conveniente a la causa actual darle largas a este asunto…


Todo esto es analizado ya en el Gobierno del Estado, donde hay molestia por el silencio de Adán Augusto, lo cual dejó ver hasta el mismo gobernador Diego Sinhue Rodríguez Vallejo, al saber de la nueva cancelación del titular de la SEGOB para estar en Guanajuato.



La molestia es harta pues no hay nada concreto por parte de CONAGUA y el delegado del secretario de Gobernación para el tema, el irapuatense Miguel Ángel Chico Herrera, a quien también ven distraído en la campaña interna del tabasqueño por suceder a su “hermano” AMLO.


Siendo un tema federal el manejo del agua, poco queda por hacer en el estado. El secretario del pantanal que sueña con ser presidente… está en deuda.


Commentaires


bottom of page