top of page
5000-x-1000.png
banner.png
  • Foto del escritorLa Noticia al Punto

Algoritmos del jueves 26 de enero, por Claudia Padilla



Asteriscos


Hoy es jueves de ni me mires, de ayúdame compadre y de juntos nos vemos mejor, y el que cobra más caro es el que más avanza…


PIDEN MÁS…


El ISSSTE dijo que recibió 120 millones de pesos de presupuesto para este año, según la delegada Magdalena Rosales era para que todo se viera “bonito”, “reluciente” y para que todos estuvieran bien, tanto los derechohabientes como trabajadores, aunque al parecer no todo ha salido “perfecto”.


Resulta que los trabajadores dicen que no les han dado nada, que no tienen espacios dignos, que no tienen prestaciones, que las instalaciones incluso están peor que años anteriores, hasta dijeron que están peor que el mismo IMSS.


Por ello pidieron que, si ya pasó a manos de Morena, pues que entren con “todo”, que incluso él mismo AMLO le entre al quite, que todos los que quieren un puesto político los ayuden, pero los ayuden bien.


Por ahora, la delegada Magdalena Rosales, prefiere estar más enfocada en decir que es “AMLOVER”, claro que se notó, pues al dejar la diputación local y que no la dejaron tener una reelección, luego luego le dieron la delegación del ISSSTE.


Aunque también hay que recordar que esta dependencia ha sido un regalo para aquellos que hacen un trabajo político y ayudó a muchos a llegar al puesto, además ha sido de diferentes colores, principalmente PRI y PAN, aunque algunos no sepan de medicina, ni de números, ni de nada.


Esperemos que los millones de pesos que le llegaron de más al ISSSTE y que presumió Magdalena Rosales, les llegue a los trabajadores, se contrate a más especialistas y que los derechohabientes no sean los más perjudicados.


Lo que dicen, también algunos miembros del sindicato del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado, es que los tienen relegados y que cometen abusos laborales.


Esperemos que, si les queda un poco de tiempo, los directivos tomen cartas en el asunto y hagan caso a quienes atienden a los derechohabientes.


Aquí aplicamos que piden pan y no les dan…


QUE LEVANTE LA MANO


A los que sí les van a dar y mucho es a Irapuato, quien después de gestionar una clínica del IMSS y les dijeran que no, porque no son de Morena, les llegará un hospital del ISSSTE, bueno eso le prometieron a la alcaldesa Lorena Alfaro.


La cuestión es que la panista se la creyó después de tener una reunión con el SNTE y los directivos del ISSSTE, quienes dijeron que por ahora no tienen que competir con nadie, que será en el municipio fresero donde tendrán la edificación.


Solamente esperemos que no levante la mano de nueva cuenta un municipio de Morena, para que no le den las malas noticias a la alcaldesa.


Por ahora Lorena Alfaro está emocionada con la inversión de 100 millones de pesos, “dinerito” que dijo Magdalena Rosales, ya se tiene y no será para nadie más.


Se dice que el Hospital tendrá 120 camas y atenderá a los derechohabientes de todo el estado que es de 580 mil, de los cuales 70 mil son irapuatenses.


Los del SNTE están convencidos que es una buena construcción, porque estará en un terreno de entre 4 y 4.5 hectáreas.


Por eso ahora Lorena Alfaro está contenta pues ya tendrá su hospital que tanto quiere, ¡peroooo! todavía falta cumplir con muchos requisitos, esperemos los “junte” todos y ¡pronto!


Con el transporte no


Los que se quieren “pasar de listos” son los transportistas de León que porque sus bolsillos están rotos quieren subir no uno, ni dos, ni tres pesos, sino cuatro pesos porque si no, no la hacen.


Cuando pasa esto, quienes siempre salen más perjudicados son los usuarios, que tienen que ir en un transporte “mediocre” y que no entienden porque de la noche a la mañana tienen que pagar más si el servicio es el mismo.


Pero los empresarios dicen que los insumos han crecido y que ya no es negocio, por eso presionan a las autoridades para que les den un “sí” obligado y que ya lo han visto con la Dirección de Movilidad, con quienes se han acercado en lo cortito, y de lo que se sabe es que sí habrá un aumento.


La alcaldesa, Alejandra Gutiérrez, salió a la defensa y les dijo que, aunque se paren de cabeza no les permitirán que se afecte a los leoneses.


Incluso se lavó las manos y señaló que era culpa de la 4T quienes subieron todos los insumos como la gasolina y el diesel, que tampoco la pueden culpabilizar de eso, pues el gobierno federal se comprometió a que no iban a subir los precios y lo hicieron, situación que pega en los bolsillos de todos.


Ella aseguró que el aumento sería desproporcionado, y ¿cómo no? si pasaría de los 12 a los 16 pesos, es decir, un equivalente al 34 por ciento más.


La batalla, no necesariamente será de la presidenta municipal, sino de aquellos que por lo “oscurito” ya están haciendo los arreglos para pegar en la bolsa de los leoneses porque dicen que “si el río suena es porque agua lleva”, por eso mismo el incremento se dará.


Los habitantes han aguantado “vara”, todavía en el 2019 tuvieron un aumento de un peso, que, aunque para los funcionarios no significan nada, para quienes viven con un salario mínimo y cuatro miembros de la familia significan mucho.


Imagínese usted que, si subieran la tarifa de cuatro pesos, para una familia significaría 16 pesos más de lo que ya pagaban, solamente en el pasaje de ida, sin contar el regreso.


Para tratar un tema tan delicado las reuniones serán virtuales a través de la Comisión Mixta Tarifaria, donde se verán los costos, gastos de mantenimiento, combustible, etc, etc y más etc.

Esperemos no den madruguete y esperen un puente para dar la noticia de que si no pagan la nueva tarifa, simplemente no viajan.


Yo me despido entre los que sueñan y a los que se les cumple el deseo, nos vemos el siguiente domingo porque el que “no cae, resbala”.


bottom of page