top of page
5000-x-1000.jpg
  • Foto del escritorLa Noticia al Punto

Inflación mantiene ritmo a la baja: Llega a 4.67% en primera quincena de agosto

En un informe reciente, el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) ha anunciado que la inflación general en México se desaceleró a un 4.67 por ciento anual durante la primera quincena de agosto. Esto representa una ligera disminución desde el 4.78 por ciento registrado al cierre de julio. Esta cifra marca la séptima quincena consecutiva de desaceleración en la inflación en el país.

A pesar de esta desaceleración, el Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) se mantuvo por encima de la tasa prevista por el mercado, que era del 4.63 por ciento anual según la encuesta más reciente de Citibanamex.



Este dato para la primera mitad de agosto marca la inflación más baja desde la primera quincena de marzo de 2021. En una comparación quincenal, el INPC mostró un incremento del 0.32 por ciento, la cifra más alta desde la segunda quincena de enero de este año. , según los datos proporcionados por el INEGI.

Cuando se desglosan los datos, se observa que tanto la inflación subyacente como la no subyacente han mostrado moderación en los precios. La inflación subyacente, que excluye los precios más volátiles como los energéticos y los productos agropecuarios y proporciona una mejor muestra del comportamiento de la inflación, se situó en un 6.21 por ciento anual, lo que representa 13 quincenas de desaceleración y está por debajo del 6.24 por ciento previsto por los analistas. Esta cifra para la primera quincena de agosto marca la inflación subyacente más baja desde la primera quincena de enero del año pasado.

En comparación con la quincena anterior, la inflación subyacente mostró una aceleración del 0.19 por ciento, frente al 0.09 por ciento registrada al cierre de julio.

La desaceleración de la inflación general se debió en parte a las mercancías, que registraron una inflación anual del 7.06 por ciento, marcando así 15 quincenas a la baja. Sin embargo, los servicios se aceleraron a un 5.19 por ciento anual, en comparación con el 5.18 por ciento de la segunda quincena de julio.

En cuanto a la inflación no subyacente, esta registró un incremento del 0.13 por ciento anual, poniendo fin a una racha de tres quincenas con deflación. Este repunte se debió a mayores presiones en los precios de los productos agropecuarios. El INEGI explicó que los precios de estos productos se aceleraron por segunda quincena consecutiva, registrando una inflación del 3.98 por ciento anual, la más alta desde la segunda quincena de mayo de este año.

Por otro lado, los energéticos y las tarifas autorizadas por el Gobierno tuvieron una deflación por décimo período consecutivo, registrándose un 3,13 por ciento anual en la primera quincena de agosto. Los energéticos mostraron una deflación del 6.67 por ciento anual, con 11 quincenas consecutivas de datos negativos, mientras que las tarifas del gobierno registraron una inflación del 5.35 por ciento anual.

Estos datos reflejan un panorama mixto en la economía mexicana, con una inflación general que se desacelera, pero con diferencias notables en la evolución de los precios en distintos sectores de la economía.

Por Areli Rodríguez


Comments


bottom of page