• La Noticia al Punto

IMMUS señala la importancia de pasar tiempo con los hijos para evitar conductas violentas

Silao de la Victoria, Gto.

El Instituto Municipal de las Mujeres Silaoenses ( IMMUS) señala la importancia de dedicarle tiempo a los  hijos para evitar la violencia en el hogar.


Ante la actual situación por el COVID-19, personal de IMMUS señala la importancia de que los padres les  dediquen  tiempo suficiente a los hijos y que estos crezcan en un ambiente sano y libre de violencia.


La titular de IMMUS en el municipio de Silao, Rosa Beatriz Manjarrez Vázquez explicó que según estudios realizados por especialistas en Nueva Zelanda " el tiempo que dedicamos a nuestros hijos sobretodo en los tres primeros años de vida favorece el desarrollo del cerebro del niño de una manera adecuada".


Destacó que los niños que son amados y tienen la oportunidad de explorar el mundo y disfrutar de experiencias positivas se vuelven individuos flexibles, sociables, afectuosos e inteligentes.


A demás Rosy Manjarrez enfatizó que con base a esos estudios se encontró  que los niños que crecen en ambientes caóticos, violentos o en circunstancias de abuso e incluso ignorados, no desarrollan importantes características para ser individuos sociables y esto les crea secuelas que se manifestarán en su vida como adulto(conductas violentas).


"El mejor regalo que podemos dar a nuestros hijos es compartir con ellos todo el tiempo que podamos",  señaló la titular.


Añadió  que el dedicar un poco de tiempo para jugar o estar “presentes” para  los  hijos es el mejor regalo que se les puede ofrecer.


"A veces con la rutina diaria, el trabajo y otras ocupaciones nos olvidamos de lo importante que es pasar un rato jugando, pintando, viendo alguna película o haciendo otra actividad recreativa con los hijos; hoy debido a la contingencia del coronavirus tenemos la posibilidad de disfrutar más un tiempo de calidad con nuestros hijos".


Por último dijo que es importante identificar conductas de falta de atención en los hijos " cuando un niño no se siente escuchado, exhibe conductas tales como: hablar sin parar, hacer muchas preguntas, cambiar los horarios de sueño, desafiar las órdenes, mostrarse susceptible, todas ellas con la finalidad de llamar nuestra atención", precisó.


Recuerda organizar tu tiempo para dedicarle un poco  de tiempo a tu hijo. Un corto periodo en el cual estés completamente presente, sin atender otros asuntos, compartiendo sus risas, sus alegrías, sus juegos, una hora para reconfortarlos y hacerlos sentir queridos e importantes.


Compartir por Whatsapp

Compartir por Telegram