• La Noticia al Punto

Ayudan a migrantes durante la pandemia en España y los multan

El colectivo español vinculado al movimiento Red de cuidados Antirracistas denunció que ha recibido múltiples agresiones de parte de la Guardia Urbana, incluyendo repetidas cuotas a los repartidores detenidos mientras realizan sus labores.


En los últimos días a algunos de los detenidos se les han interpuesto denuncias por parte de la Guardia Urbana que, en caso de proceder, podrían implicar hasta 60 mil euros de multa.


El colectivo explica que cuentan con toda la documentación necesaria para realizar esta labor, incluyendo un permiso especial de la Generalitat de Catalunya, que le permite realizar actividades relacionadas con el apoyo a los grupos vulnerables.


Sin embargo, las retenciones a los repartidores continúan y en algunos casos implica la obstaculización de sus tareas.


"Nos pararon tres furgones, nos pidieron la documentación y les explicamos lo que estábamos haciendo. Teníamos la furgoneta cargada de bolsas de comida y el certificado autorresponsable de desplazamiento de la Generalitat", relata Jonis, uno de los denunciados, según difundió el medio local Público.


“"Además del susto, ese día se quedaron sin comer ocho familias. Creo que es injusto", apunta Jonis.


Los agentes, no obstante la retención y demostración de los documentos pertinentes, decidieron ordenarles que regresaran a casa e interpusieron una denuncia por romper las restricciones de movilidad.


El colectivo surgió a raíz de la pandemia de COVID-19, que ha dejado un saldo de 19 mil 613 muertes, además de más de 188 mil contagios, según el mapa realizado por la Universidad Johns Hopkins, que se alimenta con cifras oficiales gubernamentales.


La Red de Cuidados Antirracistas, está formada por diversas organizaciones que, desde antes de la crisis sanitaria, ya tenían relación con el movimiento antirracista en Cataluña, que busca apoyar a todos los migrantes que se encuentran en situaciones de vulnerabilidad.


Según su página oficial, ayudan a los que “sobreviven de la recolección y venta de chatarra, de la venta artesanal de comida u organización de cafetas, personas que viven con enfermedades crónicas o especificidades de diversidad corporal discapacitantes.


Asimismo, a los menores de 21 años, personas que tienen niñes a su cargo y que en el actual estado de excepcionalidad y restricción de la movilidad no pueden asegurar los mínimos recursos de subsistencia”.

Con información de NOTIMEX



Compartir por Whatsapp

Compartir por Telegram

0 comentarios
BANNER 800X800 PX_Mesa de trabajo 1.jpg
790-X-970-PX.jpg