top of page
5000-x-1000.jpg
  • Foto del escritorLa Noticia al Punto

Autos ‘made in China’ invaden México; esperan la llegada de siete empresas

En los últimos meses, México ha sido testigo de una creciente invasión de marcas de automóviles chinos en su mercado automovilístico. Cuatro de estas marcas han logrado superar la impresionante cifra de 80,544 unidades vendidas en tan solo ocho meses. Además, se espera que siete nuevas firmas asiáticas ingresen próximamente, lo que podría ofrecer una oportunidad significativa para revitalizar las ventas de automóviles en el país después del impacto económico de la pandemia, según un informe de la consultora JD Power México.


Según Gerardo Gómez, director de JD Power México, "En 2021 teníamos tres marcas chinas, estas representaban solo el 2.6 por ciento de las ventas y aproximadamente 26,000 unidades; en 2022, esa cifra aumentó al 6.5 por ciento, con 70,000 unidades vendidas en todo el año calendario. Y lo que llevamos de 2023, de enero a agosto, ya se han vendido 80,000 unidades con estas cuatro marcas que están activamente presentes en México".

Este aumento es aún más notable al observar que la participación de las marcas chinas en las ventas de automóviles en México ha aumentado del 2.6 por ciento en 2021 al 9.39 por ciento en el período que va de 2021 a 2023, según los datos de la consultora. .

La Asociación Mexicana de Distribuidores Automotores (AMDA) estima que la cuota de mercado de los autos chinos podría alcanzar hasta el 20 por ciento de las ventas totales para fines de año.

Guillermo Rosales, presidente de AMDA, destacó que "las importaciones de vehículos desde China han aumentado un 62.6 por ciento en el período de enero a agosto de este año, colocándose en el primer lugar en cuanto a la participación de vehículos importados. Las ventas de los productos importados desde China representan el 19.4 por ciento del total de vehículos vendidos en México".

Entre las marcas chinas que han experimentado un rápido crecimiento en México se encuentran MG Motor, JAC, Chirey y Motornation. Sin embargo, otras automóviles como BYD, Changan, Omoda, Jetour, GWM Motors y Geely Autos han mostrado interés en ingresar al mercado mexicano.

Gerardo Gómez de JD Power México señaló: "Tenemos pendientes por entrar, sabemos que hay confirmadas siete marcas más que van a empezar operaciones en México, y esto nos darán, no un crecimiento exponencial, pero sí una sustitución, una pelea por el mercado, y va a estar muy interesante lo que queda del año".

En los primeros ocho meses de 2023, MG Motor vendió 35,322 unidades, Chirey Motor colocó 26,174, JAC comercializó 12,840, mientras que Motornation logró vender 6,208 unidades de sus diferentes marcas, que incluyen Changan, BAIC y JMC, según AMDA.

Stella Li, vicepresidenta ejecutiva de BYD, que llegó al país hace casi un año, expresó que la llegada de más marcas chinas no representa un riesgo para la competencia. "Entre más marcas se introduzcan aquí, será mejor para ayudar al mercado. Como sabes, BYD en China compite con cualquier marca de cualquier lugar y somos ganadores. También somos los número 1 en el mercado global, nuestra penetración en China es de casi 35 por ciento este año, así que no nos preocupa la competencia”, dijo.

En medio de este entusiasmo por las armadas chinas, BYD lanzó recientemente en México su primer vehículo eléctrico para el mercado nacional, un subcompacto modelo Dolphin de la línea Ocean. Con este lanzamiento, la marca espera vender hasta 30.000 unidades el próximo año.

En una entrevista con El Financiero, Stella Li afirmó: "Creo que en los próximos 12 meses venderemos entre 20,000 y 30,000 unidades en un año. Creo que en el siguiente medio año vamos a traer 7 modelos, quizás 5 o 6 modelos al país. México necesita un BYD para reducir las emisiones de CO2, necesitamos actuar con tecnología".

El nuevo subcompacto eléctrico de BYD, Dolphin, se venderá a un precio de aproximadamente 535,990 pesos mexicanos, convirtiéndolo en uno de los modelos más económicos en su categoría.

Aunque actualmente los vehículos se importan desde China, BYD ha reafirmado sus planos de instalar una planta de fabricación en México en el futuro, aunque aún no se ha definido la ubicación específica.

La llegada de Dolphin a México es el primer paso de BYD para ampliar la penetración de los vehículos eléctricos de la marca en el país y en la región. Stella Li destacó que las ventas de Dolphin en China y otros mercados han sido exitosas, y la marca está comprometida en contribuir a la reducción de las emisiones de CO2 en México a través de su gama de vehículos eléctricos.

Por Areli Rodríguez


Comments


bottom of page