• La Noticia al Punto

20 mil pruebas rápidas para COVID-19, cuya prioridad van dirigidas al personal salud de Guanajuato

Por Ángel Rafael Rangel | La Noticia al Punto


Daniel Alberto Díaz Martínez, Secretario de Salud del Estado de Guanajuato, dio a conocer que cuyo único objetivo de hacer visible la disminución de los riesgos en el personal que atiende a la población en general, el gobierno del Estado de Guanajuato adquirió 20 mil pruebas rápidas para detectar COVID-19 con un amplio margen de confiabilidad.


El titular de la dependencia dijo que el precio que se compraron dichas pruebas fue altamente competitivo pues mientras en el mercado una prueba en laboratorios privados su costo está por encima de los 4 mil pesos y en otras partes del país en el sector público se encuentra en los 1 mil pesos al estado de Guanajuato le costará 245 pesos cada prueba incluyendo los equipos necesarios para la detección de la enfermedad.


“Nosotros a partir del 8 de junio estaremos recibiendo 20 mil pruebas de una marca norteamericana porque se habían validado tres, apenas ayer liberaron una cuarta, que son chinas y coreanas. Entonces nosotros nos pusimos a trabajar esta semana que termina justamente para probar las pruebas” comento Daniel Díaz Martínez.


Para comprobar la efectividad de las pruebas el propio Secretario de Salud en el estado se sometió a una de ellas, y dijo que: “Yo me hice la prueba esta semana y no salí positivo y tampoco tengo anticuerpos a pesar de que he estado con mucha movilidad en todo el estado, pero parece que funciona esta prueba”. Los primeros a quienes se les harán las pruebas rápidas de detección será al personal de Salud que tiene contacto directo con pacientes contagiados por COVID-19, además dijo que en Guanajuato existen más de 22 mil trabajadores de los cuales cerca de 7000 son médicos entre generales y especialistas, más de 8500 enfermeras y el resto es personal que hace trabajo en campo de promoción de la salud, trabajadoras sociales, químicos personal técnico de rayos x y el personal administrativo.


“En primer lugar estas pruebas irán a las 11 unidades médicas que hoy están reconvertidas como si tales para atender COVID-19 primero que nada todo el personal de esas unidades médicas, recordar que igual que pasa en otras partes de México algunos de nuestros compañeros tienen doble chamba algunos van al IMSS otros van al ISSSTE o tienen también sus consultorios privados, pero vamos a empezar con estas unidades médicas que están recibiendo pacientes COVID”


Además añadió que se harán análisis aleatorios en las 64 unidades en el estado que han estado tomando muestras de pacientes con la enfermedad, a trabajadores municipales de administraciones a las que les han ofrecido el apoyo, así como a algunas empresas y trabajadores de gobierno del estado como empleados con mucha movilidad del DIF que atienden a adultos mayores, desarrollo social y humano, y quienes atienden el tema de los créditos y apoyos gubernamentales.


“Son muchos los trabajadores de salud que están atendiendo pacientes enfermos y es parte del monitoreo de la protección que debemos otorgar al personal de salud, para que ellos no se nos contagien y podamos tener una rotación de personal, si es que identificamos que algún trabajador desde la salud empieza a salir positivo o bien hacerlo con mayor seguridad cuando determinamos que tienen anticuerpos”, dijo Daniel Díaz.


Agregó que se tiene la posibilidad de adquirir más pruebas sin embargo por el momento solo se contaban con 20 mil “además las compramos a un costo muy accesible, que incluye incluso los equipos para procesar las pruebas, andan por ahí de $245. Lo digo así con mucha transparencia porque la verdad las compramos a muy buen precio”. Esta decisión de adquirir las pruebas puntualizó fue en primer lugar por su probada efectividad y en segundo por el bajo costo que representaba.


“Las pruebas las cruzamos con la prueba de PCR; esta prueba de biología molecular que tenemos en el laboratorio estatal y encontrábamos que hasta un 30 a 40% de algunas tenía falsos negativos es decir el paciente que ya teníamos con diagnóstico confirmado la prueba no identificaba ni anticuerpos ni la posibilidad del caso, entonces hasta que encontramos una que fuera mucho más confiable que no hay ninguna que sea 100% certera hay mucha variabilidad” finalizo el Secretario de Salud.



Compartir por Whatsapp

Compartir por Telegram